Vivir seguros 

0

• Yolanda Gutiérrez Carlín

A menos de un mes del inicio de las campañas, propiamente todos los partidos cuentan ya con sus candidatos a alcaldes y síndicos, en muchos de los casos hasta la planilla de regidores está integrada; el único que está hecho bolas es el Partido Revolucionario Institucional, y la renuncia de Francisco Mora Domínguez a la Comisión de Postulación de Candidatos es una muestra.

Los priístas se sienten huérfanos y abandonados por el presidente del PRI, si Enrique Ochoa Reza no respalda a la militancia y a los candidatos en los ayuntamientos, no ven como podrán ganar la gubernatura y mantener la Presidencia de la República; porque “los 212 municipios son importantes para el 2018”, los alcaldes son los principales operadores.

Miembros del tricolor se quejan de lo que han hecho la delegada Lorena Martínez y el dirigente estatal, Renato Alarcón, de la falta de atención y respeto para con los dirigentes municipales, “seguimos en el dedazo de siempre, el colmo es que en el Puerto de Veracruz no encuentran candidato”, ante este panorama el PRI se encamina a otra derrota señalan.

Para el caso del Movimiento de Regeneración Nacional, se dice que el comité ejecutivo nacional decidió que por medio de una encuesta se decidirá quién será el candidato a la alcaldía por Jalapa. La decisión está entre Hipólito Rodríguez Herrero ha contendido ya y ha perdido en dos ocasiones por el PT; Marcos Salas Contreras diputado federal por el PAN y por Movimiento Ciudadano, también constructor; y Francisco Javier Escalera Carbonell, notario público y nieto de Manuel Carbonell de la Hoz.

Para la alianza PAN-PRD existen todavía algunas diferencias en cuanto a la designación de candidatos a alcaldes, en el caso de Jalapa todavía el litigio electoral no termina entre David Chedraui y Ana Miriam Ferráez y para el Puerto Jarocho Francisco Gutiérrez de Velasco y un grupo de panistas se inconformaron en el CEN por la candidatura de Fernando Yunes Márquez.

Mientras los partidos se enrutan ya para la decisión final, el gobernador Miguel Ángel Yunes Linares indicó en la reunión del Grupo de Coordinación Veracruz que se examinará la pertinencia de continuar con las conferencias de prensa, informó que se planearon ya las estrategias de seguridad durante el proceso electoral y la elección del 4 de junio.

El mandatario veracruzano quiere una participación “ciudadana libre y con todas las condiciones de seguridad y asegurar la documentación electoral”; esto desde luego tiene mucho que ver con la ola de inseguridad y violencia que impera en el estado, por eso entra ya en operaciones la Policía Militar en Veracruz, integrada por elementos del Ejército Mexicano.

Esta policía se suma al trabajo que hacen diversas corporaciones de “seguridad pública federales, estatales y municipales que no esforzamos por recuperar la paz y tranquilidad para todos los veracruzanos”.

Yunes Linares en su mensaje cerró con: “Viviremos seguros. Es mi compromiso. Lo voy a cumplir”, desde luego eso es lo que todos queremos y en un proceso electoral es importante

Share.

Leave A Reply

A %d blogueros les gusta esto: